Etiquetas

, , , , ,

La entrevista más surrealista que he hecho en mi puta vida no podía ser a otra persona. José Luis Cuerda se presta voluntariamente al cuestionario imprevisible de Primera Línea, ¿Puedo tratarle de usted?

Veinticinco años del rodaje de Amanece, que no es poco.

Sí, estaba todo calculado. Yo dije: en 2013 quiero que haga 25 años del rodaje, y me puse a rodar rápido para que cuadrase la fecha.

La he visto cuarenta veces.

Hay gente muy rara en el mundo.

¿Usted cuántas?

Cuatro o cinco.

¿Cómo fue rodar con cabras disecadas la escena de Ngé Ndomo?

Teníamos problemas de producción. Problemas de cabras. Pedimos unas cabras disecadas y no había en la zona de Albacete. Luego, que matasen unas cabras viejas y las disecasen. Pero era muy caro. Nos dieron unas cabras congeladas. Si te fijas en la escena del negro con las cabras, verás que una se está descongelando y le roza la barriga con el suelo y se le están saliendo los hierros.

¿Qué me cuenta de Luis Ciges?

Era el tío más divertido del mundo. Un día vino diciendo que le había dejado la mujer. Se había quedado sin nada, un par de sillas le dejó. Y como no tenía tele ni nada invitaba a un amigo a casa. Entonces vivía en un cruce de Madrid donde había muchos accidentes de tráfico. Su divertimento era salir al balcón con las dos sillas. Dice que siempre pasaba lo mismo cuando chocaban dos coches. Salían los conductores y hacían así (gesticula con las manos).

¿Usted tuvo padres o nació espontáneo como Gila?

Lo que pasa es que siempre he sido mayor que mi padre. Mi padre era jugador de póquer. Se enteró de que había unas bolsas de petróleo debajo de Burgos y me despertó una noche: tenemos que ir a la bolsa, ahí se hace dinero. Y yo: pero padre, si no tenemos ni idea. Y nos fuimos para la bolsa. No nos enterábamos de nada, y ya me pude traer a mi padre para la casa otra vez.

Si la naturaleza imita al arte, ¿por qué no veo pollos con corbata?

Porque la corbata la oculta la bata. Levante la bata y verá la Chirra al pollo. Dele ahí con la vara.

Uno puede enamorarse de una idea. ¿Ha visto usted alguna idea en bragas? ¿Era sexy?

La idea como braga es una idea.

¿Existen turistas que lleguen al fondo de la cuestión?

Existen. Llegan. Turistas. La cuestión es el fondo de los turistas. La mera cuestión.

En Amanece que no es poco le dicen al alcalde que todos son contingentes pero él es necesario. ¿Qué le dirían al alcalde de España?

Por ahí se va.

Imagine que está caminando sobre ascuas. ¿Por qué hace usted una cosa semejante?

Para verle la corbata al alcalde de San Pedro Manrique y porque simultáneamente me gustan los lindos motetes.

¿Sueña la cabra de la legión con guitarras eléctricas?

Sin duda. Y les afecta a las ubres. Me lo han dicho muchas veces.

¿Cuál es, a su juicio, el integrante de Los del Río que más ha aportado a la civilización occidental?

El de en medio. Por la posición que ocupa y por lo que se comenta de su miembro viril.

Sigamos con la civilización occidental: ¿bombona de butano o fotos de gatos?

Fotos, fotos. Y la maquinaria insurgente que acelera la marcha del universo hacia el vértice del punto exacto sin ir más lejos.

¿Habla inglés Ana Botella un pijo de bien habla?

No. No sabe. Y duda conceptualmente sobre la verosimilitud de la capitulación del agro en su magnitud toda.

¿Llegamos a confundir los derechos con los caprichos?

Muchas veces no. Alguna puede ser. Pero muy pocas. Casi ninguna o ninguna.

En España empecinamos en hacer cine, ¿dónde hubiéramos llegado si nos diera por la exploración espacial?

A la aurora boreal mutatis mutandis.

¿Cuánto estaría usted dispuesto a apostar en las carreras de unas medias?

Mi alma.

¿Tendrán suficiente espacio los universos paralelos para todos los calcetines desparejados que estamos enviando allí?

Los últimos cálculos no lo aseguran con precisión, pero dicen que donde mejor están los tangas es en el suelo.

¿Por qué no llamamos viudos a los calcetines que quedan en este lado?

Por respeto a los vecinos y al niño del tercero, que tiene dificultad con los estudios.

¿Cuál es su color favo… ¿Se imagina que le hicieran esta pregunta a estas alturas?

A estas alturas me imagino que se pone el sol, llega la visita deseada y me paga la deuda. Con creces. Con largueza.

En la literatura actual, ¿le parece potable el agua de las fuentes tipográficas?

Sí, claro. Sin duda. No hay nada más que verla. Y beberla.

Por las imágenes bíblicas, ¿no le parece que en el paraíso hay 100% de paro y en el infierno pleno empleo?

Mismamente. Y mandarinas.

¿Qué le da miedo?

La alegría.

¿Qué le da el miedo?

Risa y horror. Pan con mantequilla. Civet de liebre y un cosquilleo inesperado en los tríceps. Tojunto.

Me rindo.

Caricatura de Joaquín Aldeguer

Caricatura de Joaquín Aldeguer

Anuncios